Cámara Costarricense de la Construcción

Cámara deplora insultos al Presidente y actitudes violentas de los huelguistas

Gustavo Jiménez Maroto comunicacion@construccion.co.cr 03/10/2018

La Cámara Costarricense de la Construcción deplora de manera enérgica los insultos y amenazas a los cuales fue sometido esta mañana el Presidente de la República en pleno centro de San José.

Además, esta organización lamenta las actitudes violentas que han asumido muchos de los huelguistas, quienes incluso tuvieron que ser contenidos por la Fuerza Pública durante el incidente de hoy.

“Lamentablemente, este movimiento de protesta se ha caracterizado desde el inicio por actuaciones que de manera reiterada irrespetan a las personas y a las leyes, como el sabotaje al poliducto de RECOPE, los retrasos de la semana anterior en los quirófanos del San Juan de Dios o los constantes bloqueos que atentan contra la libertad de tránsito”, comentó el Presidente de la Cámara, Ing. Jorge Arturo González.

Cientos de trabajadores de este sector ya sufrieron las consecuencias de la huelga: la semana pasada, la Cámara anunció el despido de los primeros 300 empleados de empresas que se dedican al mantenimiento de vías, debido a la carencia del asfalto que distribuye RECOPE. Así, queda comprobado que este movimiento, lejos de ayudar a las familias de Costa Rica, está perjudicando el ingreso de muchas personas que dependen de tales fuentes de trabajo.

“Esta huelga cada vez va perdiendo más legitimidad, conforme sus dirigentes insisten en promover actuaciones violentas y en generar un clima de inestabilidad. Como sector productivo, no podemos permitir que el país caiga en manos de personas que solo buscan defender intereses particulares a cualquier costo. El costarricense es una persona educada que no debería tolerar la violencia y faltas de respeto que alteran la paz nacional”, añadió el Ing. Jorge Arturo González.

La Cámara también condena las agresiones que han sufrido periodistas de diferentes medios de comunicación al tratar de informar desde los puntos donde los huelguistas impiden a la fuerza la movilidad de las personas.

Por lo tanto, desde esta organización hacemos un llamado a la Fuerza Pública para que siga defendiendo el derecho de los costarricenses de trabajar y desplazarse bajo las libertades consagradas en la Constitución Política y que forman parte de las mejores tradiciones de este país.