Cámara Costarricense de la Construcción

Cámara de la Construcción condena huelga y hace un llamado al diálogo

Gustavo Jiménez Maroto comunicacion@construccion.co.cr 10/09/2018

La Cámara Costarricense de la Construcción condena en los más fuertes términos el movimiento de huelga iniciado esta mañana por diversos sindicatos.

Lamentamos con especial énfasis los enormes daños que sufrirán las personas por la paralización de servicios básicos, además de las limitaciones a la libertad de tránsito.

En momentos en que el país está al borde de una severa crisis, pretender que se detenga la producción es una decisión irresponsable de graves consecuencias.

La Cámara hace un llamado al diálogo para que los diferentes sectores asuman este delicado punto de nuestra historia con un estricto sentido del patriotismo y el deber. Sin embargo, resulta indignante comprobar cómo los líderes sindicales intentan sembrar el caos con el único objetivo de abogar por privilegios insostenibles, defendiendo una agenda particular y con absoluto menosprecio hacia el bienestar común.

Cada día que se prolongue este movimiento podría costarle al sector construcción un aproximado de ₡2.645 millones, que llegarían a traducirse en dificultades para generar empleo, con una directa afectación hacia los sectores sociales más necesitados. Requerimos una economía dinámica, que permita generar cada vez más y mejores fuentes de trabajo, y no un frenazo abrupto como el que pretenden imponer los sindicatos en vez de acudir a las vías del diálogo.

La economía nacional enfrenta el riesgo de entrar a una recesión, por lo cual esta injustificada huelga solo agregará más dificultades a la de por sí complicada situación. Pero esto no parece importarles a los líderes sindicales, empeñados en ir en sentido contrario de lo que necesita el país.